Canción al Ocio

hillo,son,mex

me importan una mierda tus problemas, por más culera, por más rosa de guadalupe que este, tengo suficiente con los míos para andar low mood.

“Me sentía insatisfecho y, francamente, bastante jodido por todo. No estaba yendo a ninguna parte, ni tampoco el resto del mundo. Estábamos haciendo tiempo, esperando morir, y mientras tanto hacíamos bobadas. Llenar el vacío.”

—   Charles Bukowski (via podredumbredelquerer)

“Caí en un patético estado de desconexión. A menudo, con los humanos, ya sean buenos o malos, mis sentidos se cansan, simplemente desconectan, me doy por vencido. Soy educado. Asiento con la cabeza. Hago como si comprendiera porque no quiero que nadie se sienta herido. Este es mi punto débil, el que más problemas me ha causado. Muchas veces, cuando intento ser amable con los demás, lo que consigo es que mi alma se deshaga en una especie de pasta espiritual.
No importa. Mi cerebro desconecta. Escucho. Respondo. Y los otros son demasiado estúpidos como para darse cuenta de que no estoy ahí.”

—   Charles Bukowski (via podredumbredelquerer)

“Querido diario: Hoy salí a la calle y vi a un vagabundo. Fui a la tienda; le traje una soda y un pan de dulce. Me he quedado platicando con él hasta muy tarde. Le hable de mi poesía y de mi sueño de ser un gran escritor, que me gustaría dejar algo al mundo. Pero sentí que su alegría sólo me consolaba, lo entiendo, nadie sabe nada sobre su futuro. Le he regalado mis zapatos y he regresado a pie a mi casa, mi madre me regaño y dijo que no debería regalar mis cosas. Es algo confuso. Si él las necesitaba más que yo, ¿por qué no? si son mías ¿por qué no? sólo por hacer feliz a otro. La gente no piensa cuando habla, sólo se preocupa por lo que tienen, por su dinero, su ropa, les da vergüenza que les falte algo, ir descalzos por el mundo. Ella no sabe que se volvió mi amigo, que la mugre se limpia, que su corazón aprende, que se llama Juan, que es un maestro desempleado. Pero no… a un niño de sólo diez años, nunca lo escuchan, ya me acostumbre.”

—   Memorias de la Infancia, Joseph Kapone (via el-escritor-sombrilla)

“Y pensar que toda nuestra vida son decisiones y quizás dos de las más grandes son: en quién te convertirás al final de tus días y con quién pasaras el resto de tu vida. Porque el poder que llevan un “Sí” o un “No” son el camino que elegimos y no hay vuelta de regreso.”

—   El poder de una decisión, Joseph Kapone (via el-escritor-sombrilla)

“Y vuelvo a enamorarme de quién no debo. Y vuelvo a tener esperanza. Y vuelvo a creer en Dios. Y vuelvo a pensar todas las mañanas en un mañana. Y vuelvo a apreciar los perfumes. Y vuelvo al cielo. Y vuelvo a ser yo. A todo vuelvo cuando vuelves tú.”

—   J. Porcupine (via cronicasdeuncronopio)

(via olvidoscasuales)

“Me gusta el viento. No sé por qué, pero cuando camino contra el viento, parece que me borra cosas. Quiero decir: cosas que quiero borrar.”

—   Mario Benedetti (via musadelosvientos)

(Source: noriescalona, via olvidoscasuales)

“Largas caminatas nocturnas son buenas para el alma.”

—   Charles Bukowski (via musadelosvientos)

(via poetadecarretera)